Para cambiar su localización actual, seleccione una de las siguientes ubicaciones de Julius Baer. Si su ubicación no aparece en la lista, seleccione internacional.

Servicios electrónicos

Seleccione
Servicios electrónicos extras

*Su ubicación actual es una aproximación en función de su dirección IP y no necesariamente corresponde con su nacionalidad o su domicilio.

Boletín

Suscríbase al boletín Insights

Boletín

Suscríbase al boletín Insights

Cinco maneras de educar a sus hijos en relación con la riqueza

La transferencia del patrimonio es mucho más que una simple transmisión de fondos. Para Nada Al Yazdi, socia sénior de atención a clientes, se trata de garantizar que la próxima generación domine las finanzas, sea responsable y asuma esa responsabilidad cuando se trata de dinero. Hablamos con ella en Dubái, donde ayuda a los clientes de Julius Baer en Oriente Medio, y a sus hijos, a alcanzar la libertad financiera.

Imprimir
share-mobile

Compartir

Compartir

Los seres humanos y sus comportamientos fascinan a Nada Al Yazdi, socia sénior de atención a clientes de Julius Baer. Desde su oficina en Dubái, asesora a nuestros clientes de alto poder adquisitivo, prestando especial atención al bienestar financiero y a la transmisión del patrimonio entre generaciones. A simple vista podría parecer que está muy lejos de su sueño infantil de convertirse en psiquiatra, pero su carrera universitaria, que empezó en psicología y terminó en matemáticas, le ayudó a descubrir su pasión por las personas, el pensamiento analítico y la resolución de problemas.

«Me gusta asesorar y ayudar a los clientes a alcanzar su libertad financiera», explica. «Encontrar soluciones y resolver problemas siempre me ha motivado. Salirme de los convencionalismos e introducir nuevas ideas es lo que me apasiona. Y la oportunidad de crear redes y conectar con la gente es otra de las razones por las que me fascina lo que hago».

La familia y la educación financiera
Madre de tres niñas, Nada dice que Dubái es la mejor opción para alguien con un profundo interés por la familia, el trabajo y la vida: «Me encanta vivir en Dubái. Dubái es mi hogar. Es una de las ciudades más seguras del mundo, gracias a la estricta aplicación de las leyes. Dubái es una ciudad tolerante y existe una actitud respetuosa hacia la religión: eres libre de practicar cualquier fe, o de no practicar ninguna, siempre que muestres cortesía y respeto. Es un gran lugar para mi familia».

Nada también considera que la familia es el primer lugar en el que los niños deben aprender sobre finanzas: «Me parece muy importante el bienestar financiero y mantengo conversaciones abiertas con mis hijas sobre este tema. Siempre he compartido con ellas mis buenas y malas decisiones de inversión desde que eran muy pequeñas, hablándoles también de lo que se puede aprender del resultado de esas decisiones. También les he ayudado a presupuestar sus gastos desde que tenían diez años y empezaron a recibir una asignación».

Para muchos de sus clientes, es crucial asegurarse de que sus hijos estén preparados para hacerse cargo del patrimonio familiar. Y, si hay algo en lo que Nada podría hacer hincapié a sus clientes, es en la importancia de hacer bien las cosas al transferir el patrimonio.

Las cinco formas de educar a los niños sobre el patrimonio que propone Nada
Cada día, Nada asesora a sus clientes para que preparen a sus hijos para la gestión responsable del patrimonio. Durante sus muchos años de experiencia, ha llegado a confiar en los siguientes cinco principios para capacitar y preparar a los clientes de segunda generación:

  1. No retrasar la madurez financiera
  2. Ofrecer retribuciones a cambio de tareas
  3. Establecer pequeños objetivos de ahorro para inculcar independencia y responsabilidad
  4. Introducirlos en la inversión a una edad temprana
  5. Animarles a realizar pasantías en el ámbito financiero

La importancia del bienestar financiero
Como socia sénior de atención a clientes, Nada ha observado cambios de actitud entre sus clientes y sus hijos. Apoyar a las familias para cerrar esta brecha generacional forma parte de su trabajo. «Creo que la generación más joven se enfrenta a un futuro financiero más incierto que el experimentado por la generación de mayor edad. Sin embargo, creo que es un cambio positivo el hecho de que las nuevas generaciones consideren que si no se cuidan económicamente a sí mismos nadie se encargará de hacerlo», explica. «Saben que la riqueza creada por sus padres puede desaparecer si no se gasta o invierte de forma inteligente. Muchos de los hijos de mis clientes ya experimentan ansiedad por el dinero».

La ansiedad provocada por el dinero es algo que Nada ha experimentado de primera mano. En 1980, la guerra entre Irán e Irak obligó a su familia a abandonar Irak y trasladarse a Austria. Los sueldos, las propiedades, los ahorros y una gran parte de la familia quedaron atrás. Su padre pudo conseguir un trabajo en Abu Dabi y la familia se trasladó allí, pero no fue hasta la edad adulta cuando Nada comprendió el gran estrés que este enorme trastorno financiero provocó en sus padres y otras personas que se vieron obligadas a vivir una situación similar.

«Es muy importante saber que los problemas financieros pueden afectar a la salud», dice. «¿Sabías que el estrés relacionado con el dinero puede afectar todos los aspectos de la vida? Puede provocar pérdida de sueño, ansiedad, dolores de cabeza, problemas digestivos, presión arterial alta, tensiones musculares, problemas cardíacos, depresión, sensación de agobio y mucho más...»

La ansiedad inducida por el dinero también es algo que ha visto durante su carrera: «A lo largo de los últimos 25 años, he sido testigo de muchas circunstancias imprevistas que han trastornado la vida de las personas. Algunos ejemplos son el colapso del mercado de las puntocom en 2000, la crisis financiera mundial de 2007-2009, la pandemia de coronavirus y, más recientemente, la guerra de Ucrania. Estos acontecimientos han provocado una devastación en la economía mundial, y las empresas y los activos financieros se han enfrentado a enormes pérdidas. Los empleados han tenido que perder su empleo o adaptarse a un nuevo estilo de trabajo».

¿Cuáles son las recomendaciones claves de Nada para el éxito financiero?

  1. Establecer objetivos vitales, grandes y pequeños, financieros y de estilo de vida, y luego crear planes para alcanzarlos
  2. Hacer un presupuesto y empezar a invertir pronto
  3. Planificar su jubilación y la transferencia de su patrimonio con suficiente antelación, para garantizar su tranquilidad

«Las circunstancias imprevistas también pueden ocurrir en nuestras propias vidas por motivos personales, como la enfermedad, la muerte de un proveedor principal, el divorcio o la pérdida de un empleo. Por ello, es fundamental gestionar eficazmente la vida económica y las finanzas», concluye Nada.

Usamos cookies para que nuestro sitio web sea más fácil de usar para usted. Haga clic en «Aceptar», o en «Personalizar configuración» para personalizar qué cookies se usarán. Sus preferencias caducarán luego de seis meses. Si no selecciona ninguna opción, se usará la opción predeterminada de «no consentimiento». Podrá encontrar información más detallada sobre el procesamiento de cookies y la privacidad de los datos, así como sobre su derecho a revocar su consentimiento en cualquier momento, en nuestra Política de privacidad de los datos.